Publicado el

La razon un domingo…

Y derrepente todos mis esfuerzos son insuficientes, eso que modela mis estrategias, que regula el sentido de la utilidad y a fin de cuentas legitima los saberes y omisiones, eso se torna la nada. Y si, la razon parece una taza que contiene, una taza olvidada en el campo en cuyo interior reposa un bigoteado de alguna vez, un residuo agrio de la vida, ese concho re procesado que quedó guardado para un mejor momento, todo aquel que no tuvo la oportundiad de recorrer los zurcos naturales y se vio enbalsamado en un reciepiente util, con forma de algo: de pato o de poto todo junto para fundar la razón desde siempre eliminando cualquier posibilidad de ser sin tiempo, cualquir posibilidad de pasar una tarde a solas con la garrapata de Üxküll.

Anuncios

Acerca de sebastiandiazrovano

"Creo fervientemente en la revolución, no como parricidio moderno, sino más bien como excedente de sentido".

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s